top of page
Buscar
  • Foto del escritorConsejo COLEF

¿De qué manera contribuye el Consejo COLEF a la convivencia pacífica profesional?


DÍA INTERNACIONAL DE LA CONVIVENCIA EN PAZ: ¿DE QUÉ MANERA CONTRIBUYE EL CONSEJO COLEF A LA CONVIVENCIA PACÍFICA PROFESIONAL?

La UNESCO define la paz como más que la ausencia de conflictos, requiere aceptación, escucha y respeto mutuo. Los colegios profesionales tienen un papel en la solución de conflictos, en línea con los Códigos Deontológicos que promueven la colaboración y la convivencia pacífica. En el Día Internacional de la Convivencia en Paz (16 de mayo), conoce la visión del Consejo COLEF.

Dice la UNESCO que «la paz no sólo es la ausencia de conflictos», sino que para alcanzarla debemos «aceptar las diferencias y tener la capacidad de escuchar, reconocer, respetar y apreciar a los demás, así como vivir de forma pacífica y unida». Es decir, que no se trata de un estado, sino de «un proceso positivo, dinámico y participativo en que se debe promover el diálogo y solucionar los conflictos con un espíritu de entendimiento y cooperación mutuos».


Los colegios profesionales tenemos atribuido un papel en la solución de conflictos, y así queda recogido en la Ley 2/1974, de 13 de febrero, sobre Colegios Profesionales. Por una parte, los Consejos Generales debemos dirimir los conflictos que puedan suscitarse entre los distintos Colegios.

Por otra parte, a través de la ventanilla única, debemos proporcionar a las personas consumidoras y usuarias las vías de reclamación y los recursos que pueden interponer en caso de conflicto con una persona colegiada, o con el propio colegio profesional. Esto significa que también debemos informar sobre el sistema extrajudicial de resolución de conflictos o remitir el expediente a los órganos colegiales competentes para instruir los oportunos expedientes informativos o disciplinarios.


Ambas cuestiones, especialmente la segunda, pivotan sobre nuestros Códigos Deontológicos, pilares de la ética profesional que promueven de forma preventiva la paz entre profesionales, corporaciones y con respecto a las personas consumidoras y usuarias. De hecho, entre los principios comunes a toda deontología profesional de las educadoras y educadores físico deportivos, ya el primero se vincula de forma directa con la convivencia pacífica: «Respetar a las personas, a los derechos humanos, al sentido de responsabilidad, a la honestidad, a la sinceridad para con las personas consumidoras y/o usuarias, alumnado y/o deportistas, a la prudencia en la aplicación de instrumentos y técnicas, a la competencia profesional y a la solidez de la fundamentación objetiva y científica de sus intervenciones profesionales».


Este Código Deontológico de la profesión de la Educación Física y Deportiva, en el que subyace en todo momento el espíritu de concordia, contiene determinados artículos en los que esto es especialmente destacado: el artículo 22 sobre la relación entre educadoras y educadores físico deportivos; el artículo 23 sobre el trabajo en equipo y la práctica colaborativa; el artículo 24 sobre la competencia desleal; el artículo 29 sobre las relaciones entre las distintas corporaciones integradas en la Organización Colegial.


Este último artículo, relacionado con la función atribuida a los Consejos Generales en el artículo 9 de la Ley del 74, obliga a las corporaciones integradas en la Organización Colegial a relacionarse entre sí con sujeción a los principios de lealtad, mutua colaboración y diligencia. Para ello, el Consejo COLEF se implica llevando a cabo acciones como las siguientes:

  • Maximización de la transparencia y la comunicación (mediante circulares, notas públicas y la documentación archivada en el Gestor Documental) para que todos los COLEF/COPLEF puedan estar informados y reutilizar la documentación que precisen.

  • Potenciación de las relaciones intercolegiales mediante la comunicación permanente entre los distintos equipos profesionales a través de un órgano denominado InterCOLEF que, además de mantener el contacto diariamente, se reúne presencialmente al menos una vez al año.

  • Apertura de procesos de participación con varias fases para que los COLEF/COPLEF realicen aportaciones a determinados documentos, y dando acceso a estas aportaciones para que todas las corporaciones puedan conocer las distintas posiciones.

  • Canalización de los documentos e informaciones que quieran enviar los COLEF/COPLEF al resto, sin veto alguno, e independientemente de su contenido.

  • Solicitud y ofrecimiento para solucionar situaciones conflictivas entre corporaciones mediante la organización de reuniones con diferentes formatos (presenciales o telemáticas; asistiendo solo las partes en conflicto o incorporando otras partes neutrales; en privado o en sesión plenaria) o mediante mediación independiente.

  • Uso de herramientas digitales de debate y participación para la toma de decisiones de la Comisión Permanente: todas las personas integrantes son informadas de las acciones, tienen un plazo determinado para realizar aportaciones y, si fuera oportuno, para votar.


Estos son solo algunos ejemplos del trabajo que realiza el Consejo COLEF para promover la convivencia en paz en la Organización Colegial. Pero, sin duda, destaca la insistencia que se realiza Pleno tras Pleno de que todas las personas que integran las corporaciones colegiales de la profesión tenemos los mismos objetivos y que, a pesar de que las visiones para alcanzarlos puedan ser diferentes, somos compañeras y compañeros que aspiramos a lo mismo: la protección de los intereses de las personas consumidoras y usuarias de los servicios de Educación Física y Deportiva y la defensa de nuestra profesión.



 


 

Cuantas más personas estemos colegiadas, más se escucharán nuestras voces.

Es tu responsabilidad, es tu compromiso con la profesión y la sociedad.

Si todavía no te has colegiado, puedes hacerlo de forma fácil y sencilla a través de la


50 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page